El jueves pasado (First 50 words)

days_passing_by_cautionwetfloor-d2hmri0

No puedo estar segura de que mis recuerdos de ayer sucedieron. No puedo estar segura de si el segundo que acaba de pasar fue real.

Nada me lo asegura. Mis recuerdos, sí, lo sé. Pero la mente humana es tan manipulable, tan moldeable. Todos esos recuerdos podrían haberme sido implantados.

Miro el papel. Estas palabras que creo haber escrito, ¿serán realmente mías?

Yo pienso que hace un instante fue mi pluma, fue mi mano, la que las plasmó en el papel. Pero podría no ser así.

Recordar el pasado parece tan irreal como pensar en el futuro. No es algo que esté aquí, frente a mí; existe sólo dentro de mi mente, y dentro de la mente de aquellos que creen habido vivir esos falsos instantes conmigo. Locura colectiva.

No confío en mis recuerdos, sólo creo en el instante que estoy viviendo.

El mundo fue creado por un grupo de extraterrestres el jueves pasado. Y ellos me manipulan con recuerdos falsos, plagados de sentimientos que nunca existieron, para que piense que llevo más tiempo aquí. Para que sienta que amo a las personas sentadas a mi lado. Miro sus caras. ¿Quiénes son en realidad estos extraños? Uno me observa y creo ver en él ojos de alien.

Mejor alejo de mí estos pensamientos, no vaya a ser que estas criaturas tengan el poder de leer mi mente.

Reto First 50 Words

¡Este fue el resultado de la tercera semana de este reto!

Den click aquí si quieren leer el ejercicio de mi colega Alan Flores. 

¿Quieres unirte a nosotros?

¡Es fácil!

Sólo tienes que compartirnos el texto que generes con el tema de cada semana (que tomamos del blog First 50 Words). 

Esta semana el tema fue “Ayer”, la siguiente semana el reto es:

Esperando

No te limites, el texto es de mínimo 50 palabras, pero puede ser tan largo como quieras. 

Si harás este reto en tu blog, ¡Compártenos el link! Sino, ¡escríbelo en los comentarios!

Anuncios

4 comentarios en “El jueves pasado (First 50 words)

  1. Meli Almaraz (@MeliAlmarraz) dijo:

    Ayer
    Desperté esta mañana, con una sonrisa en el rostro, no puedo creer el fantástico día que tuve, y lo mejor de todo, es que está más claro que el agua.
    ¿Y si lo olvido?
    ¿Y si deja de ser mío?
    ¿Cómo podré vivir sin él?
    Siento que poco a poco que se me nubla la vista, estoy mareándome, no puedo levantarme de la cama. El temor de perder ese momento me invade con más intensidad conforme pasa el tiempo.
    Todo paso hace 8 meses, justo antes de mi cumpleaños número 20, comencé olvidando fragmentos de cosas en la semana, después días completos. Fue cuando les conté a mis padres y me llevaron al hospital de St. George, donde el doctor Adams me diagnostico un tipo de Alzheimer prematuro.
    Puedo recordar eso, pero no sé qué comí antier, o que ropa llevaba mi padre hoy cuando entro a despertarme. Desde entonces he sufrido mucho, no tenía amigos, me sentía vacía y sin propósito.
    Mi padre, desesperado me inscribió a la academia Pul para chicos especiales, y conocí a los que ahora son mis amigos. Un chico homosexual y tuerto, otro con dificultad para realizar actividades motrices básicas y una niña atleta sin pies, con el record más alto del estado.
    Es la hora del almuerzo y he tratado de escribir lo que me pasó ayer, sin duda, fueron las personas indicadas en el momento indicado. Pero algo terrible ha pasado, comencé a olvidar detalles, creo que me dará un ataque de nervios, no puedo continuar.
    El temor, el miedo está invadiendo mi cuerpo, ya no puedo sonreír, ¿Qué es lo que siento en el rostro? ¿Acaso estoy paralizada?
    ¡Ese era mi recuerdo!
    ¡Era mío!
    El más hermoso y lo estoy olvidando, se está desvaneciendo frente a mí, sin que pueda hacer nada.
    Trato de relajarme he decidido hablar con mis amigos, ellos prometieron que estarían siempre conmigo y saldríamos de esta juntos, que harían todo lo posible por hacerme sentir la más feliz, haciendo cosas fantásticas cada día.
    Esto alivió un poco mi carga emocional, pero el temor en mis entrañas seguía encendido. ¿Algún día olvidare también lo que es tener miedo?
    ¿Qué paso ayer que me tenía tan feliz hasta hace unas horas?
    Lo he olvidado, seguro. Ahora tengo una de esas pláticas raras con mi padre, hablamos de fobias. He concluido que no me puedo encasillar en ninguna, no tengo ninguna fobia, sin embargo me puede dar miedo cualquier cosa, depende las circunstancias.
    ¿Qué paso ayer que me tenía tan feliz?

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s